La producción de uva en Tenerife aumenta en 500.000 kilos y encadena tres años de crecimiento

2022 ha sido el segundo año en el que más kilos controlados de uva blanca se han registrado, solo por detrás de 2006.

SECTOR PRIMARIO 31/01/2023 REDACCIÓN REDACCIÓN
vendimia-tenerife_archipielago-gourmet
2022 ha sido el segundo año, desde que se tienen datos, en el que más kilos controlados de uva blanca se han registrado, solo por detrás de 2006.

El consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca del Cabildo de Tenerife, Javier Parrilla, ha presentado este lunes los resultados del informe de vendimia correspondientes al año 2022, del que se desprende que la producción controlada de uva en la Isla crece por tercer año consecutivo.

"La producción controlada de uva encadena, desde 2019, tres años consecutivos de crecimiento, con un aumento del 10 por ciento respecto a 2021, lo que se traduce en más de 500.000 kilos de uva", explica Javier Parrilla. El responsable insular señala que esta vendimia se ha caracterizado por tener una buena producción y destaca que el estado sanitario de la cosecha a nivel general es bueno. 2022, además, ha sido el segundo año, desde que se tienen datos, en el que más kilos controlados de uva blanca se han registrado, solo por detrás de 2006. "Los consumidores piden cada vez más vino blanco, lo que provoca que la uva blanca sea muy demandada, y alcance precios muy altos en el caso de algunas variedades minoritarias. De los más altos, incluso, a nivel nacional", remarca Parrilla.

En concreto, el informe recoge que los precios de la uva en 2022 fueron competitivos y se mantuvieron en niveles parecidos a los de 2021, con precios mínimos siempre superiores a los 1,50 euros por kilo, llegándose a alcanzar los 3,38 euros por kilo en variedades blancas como la malvasía.

Javier Parrilla recuerda que el encargo del presidente insular, Pedro Martín, desde el inicio del mandato ha sido impulsar la promoción de los vinos de las seis denominaciones de origen, tanto en el mercado insular, como principalmente en la Península y resto de Europa. "Tenemos unas variedades de uva únicas que aportan un importante valor añadido a la producción vitivinícola y por eso seguimos trabajando para que nuestros caldos estén presentes en las mejores cartas y vinotecas del país", añadió.

Las Denominaciones de Origen de Abona, Islas Canarias y Tacoronte-Acentejo copan más del 75% de la producción controlada, con unos 1.400.000 kilos de producción total, mientras que las otras tres restantes (Valle de Güímar, Valle de La Orotava e Ycoden-Daute-Isora) controlan el otro 25%.

En cuanto a la producción de uva blanca, la DO de Abona concentra casi el 40% y la de Islas Canarias el 30%. En cambio, la producción controlada de uva tinta, que continua con una tendencia a la baja, está dominada por la DO Tacoronte-Acentejo, con valores próximos al 50% de la producción insular.

Te puede interesar
Lo más visto